21 diciembre 2014

Navidad 2014: La llamada de Papá Noel

No hay comentarios. :
Hace varias semanas, Coca Cola me envió un mail en el que explicaban en qué consistía su nueva campaña para esta Navidad 2014. Se trata de La llamada de Papá Noel.




Quizás ya hayas escuchado de la campaña y, probablemente, ya la hayas puesto en práctica. Pues bien, este post es para aquellos que aún no lo han hecho.

Ok. Si eres de los que aún no sabes de qué va la campaña, te lo explicaré a continuación.

La cosa es muy sencilla. Tienes que entrar a El llamado de Papá Noel y llenar los datos que te piden en la primera pantalla: el nombre del niño que será sorprendido y el número de teléfono celular. Ojo, se trata de una campaña regional de Coca-Cola, por lo que encontrarás páginas similares para cada país de este lado del mundo.

Luego de ingresar los datos solicitados, tendrás que colocar un número de seguridad y listo. Sube el volumen de la compu, ten el celular a la mano y dile al niño al que quieres sorprender que te acompañe a ver el video:



Yo lo probé con un niño de cuatro años y realmente fue muy emocionante ver su cara cuando el Papá Noel que aparecía en la computadora y luego por el teléfono se dirigiera a él. Claro, después me reclamó de que por qué no había dicho nada en particular sobre el regalo que él había pedido, pero ese es otro cuento...

En particular, esta me parece que es una muy interesante campaña que se apoya en el uso de Internet y de un medio tradicional de comunicación, como es el teléfono, para personalizar un mensaje dirigido especialmente hacia un grupo objetivo muy importante: los niños. 

¿Será este el primer paso hacia la ansiada personalización de la publicidad, aprovechando el tan mentado transmedia? ¿Qué opinas?

18 diciembre 2014

Estuve en el primer hackatón de Periodismo Científico y de Innovación

No hay comentarios. :


Hace unos días estuve en Guadalajara, México, pues fui seleccionado para participar en el primer Hackatón de Periodismo Científico y de Innovación organizado por el Banco Interamericano de Desarrollo (BID). Fue una experiencia muy interesante por tres principales motivos...

Primero: no suelo viajar a reuniones de ciencia y, sinceramente, fue una experiencia muy gratificante, en especial porque siempre hay cosas qué aprender. Segundo: porque tuve la oportunidad de conocer a nuevos colegas de otras partes del mundo, que tienen desde los mismos intereses hasta problemas similares para el desarrollo de la profesión. Y tercero: que pude hacer ampliar mi red de contactos.

Aunque en el objetivo hackatón suele ser la creación colaborativa de software para la solución de un problema específico, este fue un hackatón distinto...

Según lo que pude conversar con Pere Estupinyá, organizador de esta actividad, se buscó tomar la otra de acepción de 'hackear': irrumpir o forzar, en este caso, al periodismo científico como lo conocemos.

Los premios

Una de las cosas interesantes de la competencia era el ofrecimiento del BID para financiar con US$20.000 -a manera de capital semilla- al mejor proyecto que alentara la divulgación científica en la región.

El jurado decidió darle a dos proyectos el apoyo:
1. Explora a conciencia: un proyecto de turismo científico, propuesto por Andrea Obaid (Chile).
2. InteracCiencia: proyecto que apela a la gamificación para aprender de ciencias, propuesto por Estrella Burgos (México).

Sin embargo, el jurado consideró adoptar y apoyar otros dos proyectos:

1. Premio Minerva al Periodismo Científico en la región, presentado por Federico Kukso (Argentina), de cuyo grupo fui uno de los integrantes.
2. Cátedra BID de periodismo científico en América Latina, propuesto por Daniela Hirschfeld (Uruguay) y Lucy Calderón (Guatemala).

Escribí una columna sobre el tema en la que resumo algunas ideas que me traje de vuelta a Lima:


  • La ciencia sí vende.
  • En nuestras manos está hacer que las noticias de ciencias sean más atractivas para el usuario.
  • Ante la crisis mundial que atraviesa el periodismo, los periodistas tenemos que pensar en aprovechar de la mejor manera los nuevos soportes digitales.
  • Y eso nos obliga a pensar en maneras más imaginativas para contar las historias.


Básicamente, un montón de trabajo... pero lo más interesante, es que no será para nada trabajo en vano.

11 diciembre 2014

Estoy de vuelta

No hay comentarios. :



Hace más de ocho años empezó este blog, con otro nombre y con un dominio bajo Blogspot. Básicamente lo inicié porque mi jefe en aquel entonces me obligó. Y en realidad le agradezco por eso. Como muchos de ustedes deben saber, al momento de crear tu blog debes pensar en un nombre. Yo no tenía en ese momento ninguno en la cabeza. Así que opté por uno muy fácil: Blog de notas. Ni siquiera busqué si alguien ya lo usaba, simplemente lo elegí. Y me acostumbré tanto al nombre que lo usé para mi cuenta de Twitter y de muchas otras redes sociales que he creado a lo largo de estos años.

Han pasado muchas cosas en todo este tiempo. Cosas que han impedido que este espacio esté tan actualizado como hubiera querido. Es más, mi último intento por retomar este espacio fue hace mucho tiempo.

Antes este espacio era un repositorio personal para todos los temas que pasaran por mi cabeza (y que podrás encontrar si buscas en los archivos). Ahora, busco reunir en este blog algunas opiniones y comentarios que tengan que ver específicamente con los temas que hoy más me motivan: el periodismo orientado hacia la tecnología y la ciencia.

Para esto cuento con su apoyo, para participar en ese espacio con comentarios, sugerencias, críticas e ideas. Ojalá que nos dure.  

Si te ha gustado este post suscríbete al feed RSS de BrunoOrtiz.pe para recibir mis actualizaciones. (¿Que es RSS?)

20 marzo 2010

Blog en remodelación

No hay comentarios. :
Por enésima vez, este blog se encuentra en remodelación. Si se han dado cuenta, una de las cosas que he cambiado (además del diseño) es el nombre de este espacio. Aprovechando la inversión en el dominio propio este sitio se llamará ahora Bruno Ortiz.com. Ya vendrán más novedades.

03 mayo 2009

¿Vocé fala espanhol?

3 comentarios :
Sim, pero no entendinho ni mela de portugués. Achí ech. Tenía la seria sospecha que sería así, pero recién al enfrentarme ante los brasileños es que pude comprobarlo: realmente ellos sí pueden entender el español, pero al menos yo entiendo muy poco de portugués.


Quizás lo raro sea que uno sin ve palabras que se son familiares junto con otras que no lo son tanto, pero que puede sacar la línea de qué se tratan, y sin embargo no nos atrevemos a decirla. Así, me enteré que si quiero jugo de naranja debo pedir un 'suco de naranja' (que se pronuncia 'naranya'). Bueno, cuando me dí cuenta que ellos sí me entendían asumí mi condición de extranjero y roche empecé a hablar en español y que sean ellos quienes se esfuercen en entenderme. Espero que esto no sea contraproducente para mi trabajo. Obrigado.