Mucho potencial, poca coordinación

20:53 Bruno Ortiz B. 1 Comments

Temprano por la mañana salimos camino a una entrevista con el encargado de temas ambientales de la fundición de Southern Perú en Ilo. El tema que había motivado mi viaje era muy intersante -una millonaria inversión para cambiar máquinas y reducir las emisiones de contaminación de a solo un 6%-, pero lamentablemente la falta de coordinación y comunicación entre la empresa y los encargados de hacerles las relaciones públicas (otra vez) falló.



















Primero, que no estaba confirmada la visita a la fundición (tal como nos lo habían ofrecido) y luego nos enteramos al final de la reunión (cuando casi nos estábamos despidiendo) que habían realizado un proyecto interesantísimo de mucho interés para enriquecer la nota y con mucho potencial para ser explotado gráficamente en el diario, pero nos pusieron demasiados peros y se cansaron de decirnos que para ir a ese lugar lo mejor era destinar otro viaje (lo cual es dificilísimo).
















Después de unos 20 minutos nos dieron el visto bueno para visitar la fundición. Primera vez que estaba en una y sinceramente es impresionante.
Sin embargo, salimos un poco decepcionados pues muchas áreas estaban en mantenimiento y no pudimos presenciar la acción de la producción de los anodos de cobre.

Me pareció fatal que se haya supuestamente coordinado una visita a una instalación cuando no está operando. Pero bueno, de todas maneras la información conseguida allí fue muy interesante.
Tras ello fuimos a la municipalidad y vimos la parte final de un curso de motivación que le estaban dando a los alumnos de un colegio, en donde estudian los hijos de los trabajadores de la minera. En taller era para ellos y para sus madres.




El problema de las descoordinaciones siguió. Se tenía decidido el lugar dónde almorzar, pero no sabían la dirección. Ni qué recurrir al chofer, pues como comenté en mi post de ayer tampoco conocía la ciudad.


Tras dar varias vueltas llegamos al sitio. Muy rica la comida y muy abundante. Tras ello, nos fuimos al hotel a recoger nuestras cosas y con las mismas de regreso a Tacna para alcanzar el avión.
El vuelo no tuvo problemas y regresé a Lima. Espero publicar la nota sobre esta comisión en el diario la próxima semana.

Fotos: Bruno Ortiz B.


1 comentarios:

Estuve en Ilo hace muchos años, en el 81 u 82 cuando trabajaba en Minero Perú, la propietaria en ese entonces de la Refinería. Recuerdo que la Plaza de Armas ni siquiera era empistada y todo era tierra. Por las fotos que pones veo que ha cambiado mucho. Saludos.